La Sociedad de Derecho de Autor de la Capital de China apoya las industrias creativas del país

La Sociedad de Derecho de Autor de la Capital (Capital Copyright Society, CCS) de China se constituyó en junio de 2013 con el objetivo de promover y reforzar el desarrollo de las industrias creativas en este país. Es una organización profesional intersectorial que reúne a creadores y titulares de derechos, a especialistas en Derecho y a otros actores del ámbito del derecho de autor. Actualmente cuenta con más de 400 miembros, personas físicas y jurídicas, que comprenden 11 asociaciones y sociedades de la industria nacional, más de 30 importantes especialistas en línea, tres grandes grupos editoriales, varias empresas de creación de derecho de autor y miembros particulares de los ámbitos de la informática, el cine y la televisión, la música, el diseño arquitectónico, la edición y los medios de comunicación.

La CCS examinó el Tratado de Beijing sobre Interpretaciones y Ejecuciones Audiovisuales con ocasión del Día Mundial de la Propiedad Intelectual de 2021. (Fotografía: cortesía de la CCS)

La CCS, que centra su atención en prestar servicios en línea y a gran escala de protección del derecho de autor y de mediación en esta materia, logra satisfacer la elevada demanda de protección del derecho de autor en China. Mediante esos servicios, la CCS da asistencia a los miembros en la gestión y utilización de los activos protegidos por derecho de autor. Algunos de los servicios son el registro y la certificación del derecho de autor, la comprobación del derecho de autor, la investigación y la recopilación de pruebas para un litigio, la supervisión del derecho de autor y servicios de mediación para resolver controversias en materia de derecho de autor.

Resumen de los servicios ofrecidos por la CCS

Resumen de los servicios ofrecidos por la CCS de China.

La CCS también presta apoyo a sus miembros en la gestión de los riesgos de la PI, y para ello analiza y evalúa los riesgos de infracción y litigación y ofrece formación profesional en este ámbito.

Servicios ofrecidos por la CCS de gestión de los riesgos de la PI

Servicios de apoyo a gran escala en materia de derecho de autor

En 2021, los servicios de supervisión del derecho de autor prestados por la CCS abarcaron 7,3 millones de obras. Además, la CCS comprobó 11,67 millones de enlaces sospechosos de cometer una infracción y cerró 10,11 millones de páginas web infractoras. La organización presta servicios gratuitos de supervisión del derecho de autor a las pequeñas y medianas empresas (pymes) titulares de derecho de autor. También ofrece asesoramiento sobre la utilización de plataformas legítimas y presta servicios de solución de controversias.

En 2021, la CCS estudió y resolvió 10.532 controversias. Otras 6.230 controversias se resolvieron mediante acuerdos que alcanzaron un valor de 150,94 millones de yuanes chinos, y el índice de acuerdos alcanzados fue del 59,15%.

La mediación en línea es el servicio de solución de controversias aprobado por el Gobierno de China y se presta por medio de la plataforma de Beijing de mediación en línea en materia de derecho de autor, de reciente creación. La mediación se ofrece a los titulares de derechos para que puedan obtener decisiones justas y rápidas bajo la supervisión del Tribunal de Internet de Beijing. En 2021, la nueva plataforma tramitó 3.130 controversias y obtuvo un índice de acuerdos del 96,7%. Este sistema en línea de solución de controversias a gran escala brinda a los creadores digitales de China la posibilidad de obtener decisiones jurídicas rápidas, fiables y claras, y desempeña la importante función de poner de manifiesto el valor latente de la economía creativa de China.

Datos en tiempo real de la plataforma de mediación en línea. (Fotografía: cortesía de la CCS)

El futuro

Los servicios de apoyo a gran escala en materia de derecho de autor prestados por la CCS seguirán mejorando el desarrollo de la tecnología. Por ejemplo, los servicios de supervisión en línea prestados son precisos y detallados, y se espera que antes de que acabe 2022 se ofrezcan servicios personalizados en distintos ámbitos (video, audio, imágenes, artículos) y para varios tipos de clientes, lo cual mejorará la precisión del servicio.

La CCS promovió la protección del derecho de autor en el Día Mundial de la Propiedad Intelectual de 2020. (Fotografía: cortesía de la CCS)

En cuanto a la mediación, el Centro de Mediación de Beijing en materia de derecho de autor ha recibido un gran apoyo del Departamento de Administración del Derecho de Autor desde su creación. En 2022, la CCS ha intensificado la cooperación con dicho departamento y ha reforzado su relación con el Tribunal de Internet de Beijing, que puede orientar a los mediadores para que opten por la solución de controversias por medio de la plataforma de mediación en línea. Además, el Tribunal de Internet de Beijing se encarga de la confirmación judicial de los acuerdos. En general, los acuerdos de mediación se consideran un contrato y, por lo tanto, carecen de la fuerza jurídica vinculante de una decisión judicial. Con la colaboración del Tribunal de Internet de Beijing, la CCS puede llevar a cabo la confirmación judicial del acuerdo de mediación para garantizar que ambas partes en la controversia puedan obtener documentos jurídicos vinculantes.

En 2022, la CCS presta servicios de notaría en línea a los titulares de derechos de autor. El servicio permite a los titulares recopilar pruebas de forma más cómoda mediante la toma de fotografías y videos en tiempo real, y los datos pertinentes se almacenan en la plataforma de notaría en línea. Por último, la notaría puede emitir los documentos jurídicos que puedan necesitar los titulares de derechos.

En resumen, la CCS prestará servicios de derecho de autor más integrales y pondrá a disposición de las pymes y otros titulares de derecho de autor unos canales más convenientes para la supervisión, la mediación, la consultoría, la litigación, etc. Al mismo tiempo, se establecerán más puestos de trabajo relativos al derecho de autor en los espacios culturales de Beijing. La CCS considera que los productos culturales y creativos de las pymes son el centro de la protección de derecho de autor, por lo que trata de maximizar el valor del derecho de autor de los productos de dichas empresas.

Artículos conexos