Los registros internacionales de marcas alcanzan la cifra de un millón

Ginebra, 11 de mayo de 2009
PR/2009/589

El número de registros internacionales de marcas efectuados en virtud del Sistema de Madrid para el registro internacional de marcas, administrado por la OMPI, ha alcanzado este mes la cifra de un millón, tras el registro de la marca de la empresa austríaca Grüne Erde, una empresa “ecológica” especializada en productos naturales, como madera, textiles y cosméticos. 

Los registros de marcas suelen reflejar la evolución en el gusto de los consumidores, al igual que el esfuerzo de las empresas por consolidar su posición en el mercado. En este caso, la marca del millón es una marca “verde”, y ello pone de manifiesto que el público y los círculos empresariales están cada vez más atentos a las cuestiones medioambientales. 

“Las marcas, y las actividades de desarrollo de marcas que hay detrás de ellas, permiten a los consumidores elegir con conciencia los productos que compran”, dijo el Sr. Francis Gurry, Director General de la OMPI. “Son activos comerciales de gran valor. El sistema de la OMPI para el registro internacional de marcas es un medio económico, sencillo y ágil para que las empresas de alcance internacional protejan y administren sus carteras de marcas.” 

El fundador y Director Ejecutivo de Grüne Erde, Reinhard Kepplinger, dijo que es “de sumo agrado” para su empresa haber registrado la marca internacional número un millón. “Consideramos que el Sistema de Madrid constituye una manera fácil y económica para que nuestra empresa registre su marca en el plano internacional”, dijo el Sr. Kepplinger, quien añadió que Grüne Erde, que emplea más de 300 personas, es la prueba tangible de que “es posible crear una empresa con conciencia ecológica que, a la vez, tenga gran éxito en el mercado “ La empresa produce y vende unos 5000 productos elaborados a partir de materia prima natural, entre otras cosas, mobiliario, textiles y cosméticos. 

El aumento en el ritmo de crecimiento del Sistema de Madrid en los últimos dos decenios refleja el carácter cada vez más internacional del comercio y el reconocimiento generalizado de la importancia comercial de las marcas. Después del registro de la primera marca internacional por la empresa chocolatera Russ-Suchard & Company, en 1893, pasaron 93 años hasta alcanzar los 500.000 registros internacionales, con la marca registrada en 1986 por la empresa suiza Sandoz AG (que ahora pertenece a la compañía alemana BASF SE). La marca número 750.000 se registró 15 años después, en 2001, a nombre de microTec Gesellschaft für Mikrotechnologie mbH, de Alemania. La marca internacional número 900.000 fue registrada 5 años después, en 2006, por una empresa china: Chaozhou Fengxi Jinbaichuan Porcelain Crafts Factory, y debieron pasar tan sólo tres años hasta el registro de la marca número un millón. 

Para más información, diríjase a la División de Noticias y Medios de Comunicación de la OMPI:
  • Tel: (+41 22) 338 81 61 / 338 72 24
  • Correo-e