Cuestiones de propiedad intelectual a tener en cuenta al diseñar su propio sitio Web

Uno de los elementos básicos de las empresas de comercio-e es el diseño y funcionamiento del sitio Web de la empresa. Al diseñar y crear su sitio Web, la primera cosa que debe tener en cuenta es si es usted el titular de la presentación y el contenido de su sitio Web y de cada aspecto de propiedad intelectual que contiene. Tal vez no lo sea, pero no hay problema. Sólo necesita saber qué le pertenece, qué está autorizado a utilizar, y qué no está autorizado a utilizar. Si usted se vale de un consultor o una empresa para el diseño de su sitio Web, verifique las disposiciones del acuerdo sobre titularidad y derechos de propiedad intelectual. ¿Quién es titular del diseño y del texto del sitio Web? Controle qué obligaciones tiene la empresa para asegurarse de que, durante su trabajo, no está utilizando propiedad intelectual ajena.

Si utiliza una base de datos, un sistema de comercio-e, un buscador u otro instrumento técnico de Internet que tenga en licencia de otra empresa, verifique las condiciones en el acuerdo de licencia para ver quién es titular del sistema. Asegúrese de tener un acuerdo escrito y hágalo revisar por un abogado antes de firmarlo y antes del comienzo de cualquier diseño, trabajo por encargo o instalación del sitio Web.

Necesitará un permiso escrito (denominado también licencia, consentimiento o acuerdo) para utilizar cualquier foto, vídeo, música, voces, obra de arte, programa informático, etc., que pertenezca a otra persona. El simple hecho de que usted obtenga material en Internet no significa que forme parte del dominio público. Tal vez deba conseguir una autorización para utilizar ese material. En muchos países, deberá comunicarse con una sociedad colectiva o asociación de artistas para obtener un permiso.

Deberá asegurarse de estar autorizado a mostrar marcas que pertenecen a otras empresas a las que remite en su sitio Web y que figuran en él, si la legislación de su país (o la que se aplique a su empresa) así lo exige.

No distribuya ni descargue en su sitio Web contenido ni música que no le pertenezca, a menos que haya obtenido una autorización escrita del titular para distribuirlos en Internet.

Tenga cuidado al colocar enlaces con otros sitios Web. Los enlaces son un excelente instrumento de comercio-e, y un servicio útil para sus clientes, pero en muchos países no existen leyes claras acerca de cuándo y cómo pueden utilizarse los enlaces. La práctica más prudente es solicitar y obtener autorización del sitio Web en cuestión antes de colocar el enlace.

El encuadre es una práctica más controvertida que la de los enlaces. Supone incluir grandes porciones de otro sitio Web en el suyo, como si formara parte de su propio sitio Web. Obtenga siempre una autorización escrita antes de realizarlo.

Para mayor información

Sobre sociedades colectivas: