Alemania encabeza la lista de usuarios que solicitaron la protección de sus marcas a escala internacional en un año en el que se superó el récord de solicitudes presentadas

Ginebra, 15 de marzo de 2007
PR/2007/480

De récord cabe calificar las 36.471 solicitudes internacionales de registro de marcas [PDF] recibidas en 2006 por la Organización Mundial de la Propiedad Intelectual (OMPI) con arreglo al Sistema de Madrid para el Registro Internacional de Marcas, cifra que representa un aumento del 8,6% en relación con 2005. Por decimocuarto año consecutivo, los solicitantes de Alemania encabezaron la lista de usuarios principales, seguidos de los de Francia y Estados Unidos de América (EE.UU.). China fue el país más designado en las solicitudes internacionales de registro de marcas, lo que pone de relieve el nivel creciente de actividades de empresas extranjeras en dicho país. El “Sistema de Madrid” es un servicio fácil de utilizar y eficaz en función de los costos que permite a particulares y empresas obtener y renovar la protección internacional de sus marcas en los mercados de exportación.

“La comunidad empresarial reconoce cada vez más las ventajas del Sistema de Madrid como medio eficaz de obtener la protección de las marcas en varios países a la vez. Esto queda corroborado por el robusto índice de crecimiento de que ha gozado el sistema en los últimos años”, declaró el Dr. Kamil Idris, Director General de la OMPI. Asimismo, añadió lo siguiente: “Confiamos en que cada vez haya más países que adopten el Sistema de Madrid como medio fiable y eficaz para que los propietarios de marcas protejan sus intereses comerciales en nuevos mercados de exportación”.

El mayor porcentaje de las 36.471 solicitudes internacionales de registro de marcas recibidas por la OMPI en 2006 se atribuye a las empresas procedentes de Alemania, que presentaron 6.552 solicitudes, es decir, el 18,0% del total. A continuación, figuran las empresas de Francia, que presentaron 3.896 solicitudes, es decir, el 10,7% del total. EE.UU., que es miembro del Sistema de Madrid desde hace únicamente tres años, figura en tercer lugar, con 3.148 solicitudes, es decir, el 8,6% del total, seguido de Italia, con 3.086 solicitudes (8,5%), el Benelux, con 2.784 solicitudes (7,6%), Suiza, con 2.468 solicitudes (6,8%), el Reino Unido, con 1.489 solicitudes (4,1%), China, con 1.328 solicitudes (3,6%), España, con 1.215 solicitudes (3.3%) y Austria, con 1.197 solicitudes (3,3%).

El Sr. Ernesto Rubio, Subdirector General de la OMPI y responsable de las cuestiones relativas a las marcas, observó que varios países han experimentado un crecimiento notable en el número de solicitudes internacionales de registro de marcas presentadas. Italia, por ejemplo, experimentó un aumento del 25,5%, lo que le permite ascender de la quinta a la cuarta posición en el ranking de principales países usuarios. Las solicitudes procedentes de España ascendieron en un 17,2%, con lo que dicho país pasó del décimo al noveno lugar en la clasificación. Australia acusó un aumento del 29,1%, con 1.100 solicitudes, y ascendió del decimosegundo al décimo lugar. Además, en 2006 Noruega pasó a ocupar un lugar entre los 20 primeros usurarios, con 312 solicitudes y un aumento del 32,8%.

Asimismo, varios países en desarrollo vieron crecer de forma significativa las solicitudes internacionales de registro de marcas en ese año, especialmente, la República de Corea, con 190 solicitudes (+28,4%), Singapur, con 161 solicitudes (+16,7%) y Marruecos, con 119 solicitudes (+80,3%).

El número de solicitudes correspondientes a los 25 países de la Unión Europea en 2006, ascendió a 23.916 en total. En estas cifras se incluyen las solicitudes internacionales presentadas por medio de las oficinas nacionales de marcas de los países en cuestión y las presentadas por medio de la Oficina Regional de la Comunidad Europea (OAMI), cuya sede está en Alicante (2.445). Desde octubre de 2004, los solicitantes de la Comunidad Europea (CE) pueden presentar sus solicitudes internacionales bien por medio de su oficina nacional de marcas o por medio de la Oficina Regional de marcas de la CE (OAMI). En 2006, año en el que se cumplió el segundo aniversario de la adhesión de la CE al Sistema de Madrid, ascendió en un 32% el número de solicitudes internacionales presentadas por solicitantes de la CE por conducto de la OAMI.

Principales solicitantes

A continuación figuran las 20 empresas que presentaron el mayor número de solicitudes internacionales de registro de marcas bajo el Sistema de Madrid en 2006: Lidl (Alemania), Novartis (Suiza), Janssen Pharmaceutica (Bélgica), Henkel (Alemania), Nestlé (Suiza), Siemens (Alemania), Aldi (Alemania), Unilever (Países Bajos), Bosch (Alemania), Plus (Alemania), Beiersdorf (Alemania), TUI (Alemania), Biofarma (Francia), L’Oréal (Francia), Philips (Países Bajos), Sony Ericsson Mobile Communications (Suecia), Boehringer Ingelheim (Alemania), Abercrombie & Fitch Trading Co. (EE.UU.) (la primera empresa norteamericana que ha pasado a figurar entre las 20 empresas principales), Coscentra (Países Bajos) y Hofer (Austria).

Entre los principales usuarios de países en desarrollo figuran China Network Communications Group Corporation (China), Shanghai Tyre & Rubber Co. (China), Xiamen Xingyatai Plastic Industry Co. (China), ESTsoft Corp. (República de Corea), TMAX SOFT Co. (República de Corea), Maroc Telecom (Marruecos), Asia Pacific Breweries (Singapur), Société de Promotion Pharmaceutique du Maghreb “Promopharm” (Marruecos), INGELEC (Marruecos) y la Office National de Commercialisation des Produits Viti-Vinicoles (Argelia).

Principales países designados

En 2006 se logró un nuevo récord de designaciones de países miembros de la Unión de Madrid, a saber, 364.725 [PDF], lo que supone un aumento del 1,7% en relación con 2005 y refleja la actividad comercial de empresas extranjeras en el país designado. Al presentar una solicitud internacional de registro de marca, el solicitante debe designar los países miembros de la Unión de Madrid en los que desea proteger su marca. Los solicitantes también pueden solicitar que se apliquen los efectos del registro internacional a otros miembros en una fecha posterior, realizando con ese fin una designación posterior. De este modo, el titular de un registro internacional puede ampliar el alcance geográfico de la protección de su marca en concordancia con la evolución de sus necesidades comerciales.

Por segundo año consecutivo, China fue el país más designado, con 15.801 designaciones, un aumento del 16,4% en relación con 2005. El segundo país más designado fue la Federación de Rusia, con 14.432 designaciones (+12,7%), seguida de Suiza, con 14.260 designaciones (+8,1%), los Estados Unidos de América, con 13.994 designaciones (+18%) y el Japón, con 11.844 designaciones (+17,3%).

La CE, que cumplió dos años como miembro de la Unión de Madrid, pasó a ser uno de los mercados favoritos para las designaciones y ascendió desde el vigésimo segundo lugar a la sexta posición en el ranking de países más designados, con 10.640 designaciones registradas (+68,7% en comparación con 2005). Cada vez son más los solicitantes que optan por designar a la CE en su conjunto a la hora de proteger sus marcas en lugar de designar a algunos de los países miembros. Otro país que recibió un número creciente de designaciones en 2006 fue Australia, que experimentó un aumento del 14,1% y pasó de la decimocuarta a la séptima posición en el ranking de países más designados. Noruega experimentó un aumento del 7,8% en las designaciones y pasó de la décima a la octava posición; Ucrania pasó del decimotercer al noveno lugar gracias a un aumento del 9,5% en las designaciones y la República de Corea, que vio aumentar en un 16,4% sus designaciones, pasó del decimoctavo al undécimo lugar en el ranking de países más designados.

Perfil y costos de los registros inscritos en 2006

En 2006, los solicitantes que trataban de obtener la protección internacional de sus marcas con arreglo al Sistema de Madrid designaron por término medio 8,5% países miembros por registro.

Al presentar una solicitud de registro de marca, el solicitante tiene que especificar los productos o servicios a los que se aplicará la marca de conformidad con un sistema de clasificación internacional conocido como la “Clasificación de Niza”. Las clases más populares de productos y servicios en los registros internacionales de marcas inscritos en 2006 fueron la Clase 9 (que abarca, por ejemplo, los equipos informáticos y los programas de ordenador y otros aparatos eléctricos o electrónicos de carácter científico), que constituye el 8,9% del total de los registros, la Clase 35 (que abarca servicios tales como los trabajos de oficina, la publicidad y la gestión de negocios comerciales), que constituye el 6,3% del total, la Clase 25 (vestidos, calzados, sombrerería) con el 5,4% del total, la Clase 42 (servicios prestados por científicos, ingenieros industriales o tecnológicos y expertos en informática) con el 5,4% del total, y la Clase 5 (que abarca, por ejemplo, los productos farmacéuticos y otros productos para uso médico) con el 4,5% del total.

En 2006, los solicitantes abonaron por término medio una tasa de 3.433 francos suizos por cada registro internacional. En el 80% de los registros inscritos en 2006, las tasas abonadas fueron inferiores a 5.000 francos suizos. El 1 de enero de 2006, entró en vigor una reducción de tasas en beneficio de los solicitantes de países menos adelantados (PMA) que presenten solicitudes internacionales de registro de marca. A partir de esa fecha, la tasa básica que deben pagar a la OMPI esos solicitantes ha pasado a ser del 10% de los importes que se aplican en la actualidad (653 o 963 francos suizos) y asciende a 65 ó 90 francos suizos, en función de si la marca se reproduce en blanco y negro o en color. Actualmente, siete PMA son parte en el Sistema de Madrid, a saber, Bhután, Lesotho, Liberia, Mozambique, Sierra Leona, Sudán y Zambia.

Registros internacionales en vigor a finales de 2006

A finales de 2006, figuraban inscritos en el Registro internacional 471.325 registros internacionales de marca [PDF], que contenían cerca de 5,32 millones de designaciones reales pertenecientes a unos 159.075 titulares de registros (muchos de ellos pequeñas y medianas empresas (Pymes)). A lo largo de 2006, se renovaron 15.205 registros por un período de protección adicional de 10 años (es decir, cerca del 48% del número total de registros internacionales cuya protección finalizaba en el año 2006).

Gracias al Sistema de Madrid también es posible administrar de manera centralizada una cartera internacional de marcas, puesto que se prevén procedimientos que permiten a los titulares de registros de marca inscribir modificaciones en los registros internacionales (por ejemplo, cambios de titularidad, cambios en el nombre o dirección del titular o cambios en el nombramiento del representante del titular) mediante la presentación de una petición única ante la OMPI. En 2006 se inscribió un total de 70.687 modificaciones.

Mejora de los servicios y comunicaciones electrónicas

En 2006, la OMPI siguió fomentando el uso de comunicaciones electrónicas para la tramitación de las solicitudes internacionales de registro de marcas. A finales de dicho año, seis Oficinas de marcas transmitían regularmente a la OMPI las solicitudes internacionales en forma electrónica, correspondientes a cerca del 33% de las solicitudes recibidas ese año. Igualmente, en el marco de las actividades internacionales de la OMPI en el ámbito de las marcas, a finales de 2006 se transmitieron electrónicamente las notificaciones en virtud del Sistema de Madrid a unas 43 Oficinas de marcas (cuatro más que en 2005).

En abril de 2006, la OMPI introdujo un nuevo servicio en línea de renovación de registros internacionales que permite a los usuarios renovar sus registros de marcas de manera rápida y eficaz. Cerca del 22% de las renovaciones registradas a partir de esa fecha lo han sido de manera electrónica.

También se introdujeron varias mejoras, como nuevos mecanismos de búsqueda, en la base de datos ROMARIN, que contiene información relativa a todas las marcas internacionales actualmente en vigor en el Registro Internacional de Marcas. A partir del 1 de enero de 2007, la base de datos ROMARIN, puede consultarse gratuitamente en el sitio Web de la OMPI.

Antecedentes

El Sistema de Madrid de Registro Internacional de Marcas administrado por la OMPI ofrece a los propietarios de marcas la posibilidad de proteger una marca en hasta 79 países a la vez presentando una única solicitud en un sólo idioma (español, francés o inglés), para la que se abonará una serie de tasas en una única divisa (franco suizo). Para acogerse al Sistema de Madrid y solicitar protección internacional, debe solicitarse en primer lugar la protección en la Oficina nacional o regional de marcas, según proceda. Con arreglo al Sistema de Madrid, el Registro Internacional surte los mismos efectos que el registro de la marca en cada una de las Partes Contratantes designadas por el solicitante. Si las Oficinas de marcas de las Partes Contratantes designadas no deniegan la protección, la protección de la marca será la misma que la que se hubiera ofrecido al solicitar el registro directamente en dichas Oficinas. Posteriormente podrá mantenerse y renovarse el registro internacional realizando un único trámite. De este modo, el sistema ofrece a los titulares de registros de marcas una manera rentable y eficaz de garantizar la protección de sus marcas en varios países.

El sistema se rige por dos tratados internacionales, a saber, el Arreglo de Madrid y el Protocolo de Madrid. Ambos acuerdos se agrupan bajo lo que se denomina Sistema de Madrid. En el Protocolo de Madrid, que empezó a aplicarse en 1996, se incorporaron varias disposiciones, por ejemplo, la posibilidad de presentar solicitudes en inglés y la ampliación del plazo para notificar una denegación. En 2004 se introdujo el español como idioma de trabajo. El sistema pasó a ser más flexible y a ofrecer más interés para un mayor número de países. El número total de Partes Contratantes del Protocolo es de 72 y el número actual de miembros del Sistema de Madrid es de 80 (79 países y la Comunidad Europea (CE)).

El primer registro internacional de marcas se remonta a 1893 y pertenecía al fabricante de chocolate suizo Russ Suchard et Cie, aunque ya no está vigente. El registro internacional de marca más antiguo y en vigor a raíz de sus sucesivas renovaciones pertenece al fabricante suizo de relojes Longines, que registró su marca por primera vez en 1893. En agosto de 2006, la OMPI registró la marca número 900.000 en virtud del sistema internacional de marcas, un hito que subraya el uso creciente del Sistema de Madrid por empresas de todo el mundo. Está previsto que se llegue al millón de marcas registradas a lo largo de 2009. El Registro Internacional está situado en la Sede de la OMPI en Ginebra.

Las marcas son un componente clave de toda estrategia comercial de las empresas, en la medida en que permiten identificar, promover y comercializar bajo licencia productos o servicios en el mercado y diferenciarlos de los de la competencia, lo que en definitiva contribuye a afianzar la clientela. Las marcas simbolizan la calidad de un producto, y en el actual mercado mundial caracterizado cada vez más por las transacciones electrónicas, suelen ser el único medio por el que los clientes reconocen los productos y servicios de una empresa. La protección de la marca es un medio de impedir que competidores desleales se aprovechen de la buena reputación de una empresa y utilicen signos distintivos parecidos para comercializar productos o servicios similares o de calidad inferior. La pérdida de reputación y la infracción de una marca de prestigio pueden ser nefastos para una empresa.

Para más información, diríjase a la División de Noticias y Medios de Comunicación de la OMPI:
  • Tel: (+41 22) 338 81 61 / 338 72 24
  • Correo-e