Indicaciones geográficas para promover el desarrollo

Nombre:Pinggu Peaches
País / Territorio:China
Derecho(s) de PI:Indicaciones geográficas y denominaciones de origen
Fecha de publicación:31 de agosto de 2010
Última actualización:11 de julio de 2012


A lo largo de miles de años los melocotones han sido
importantes en la cultura china (Fotografía: Liz West)

Antecedentes

Setenta kilómetros al noreste de Beijing se encuentra el distrito Pinggu, que se anuncia a sí mismo como la granja de melocotones más grande del mundo. Con un terreno que se sigue extendiendo de más de 6.000 hectáreas y una producción anual de 270 millones de kilos de más de 200 variedades de melocotones que en 2009 se clasificaban en cuatro categorías principales, las plantaciones de melocotones se extienden en Pinggu tan lejos como puede alcanzar la vista. Desde 2010, China es el mayor productor de melocotones del mundo, con una producción anual de más de ocho millones de toneladas métricas. Todo ello combinado con los amplios antecedentes de ese país en cuanto a cultivos inteligentes y a las características geográficas excepcionales de la región donde crecen los melocotones de Pinggu, lo ha convertido en uno de los tipos de melocotón más demandados del mundo. Este sector emplea a más de 150.000 personas, y constituye además una fuente importante que fomenta el crecimiento económico de los habitantes de la región.

Productos con origen geográfico determinado

Los melocotones tuvieron su origen en China y se cultivan desde hace miles de años. El melocotonero tiene una importancia especial en la cultura china ya que se considera el “árbol de la vida”, y se reconoce a los melocotones como símbolos de inmortalidad y unidad. Debido a la larga historia del pueblo chino en el cultivo de melocotones y al papel fundamental que desempeña en su cultura, es más experto en el cultivo de los melocotones mejores del mundo, lo que se evidencia claramente en la popularidad y la calidad de los melocotones de Pinggu. Desde hace cientos de años existen numerosos huertos en Pinggu, y los cultivadores han perfeccionado técnicas que aprovechan las características geográficas de la región para obtener una de las clases de melocotón más apetecible del mundo.

Los elementos que distinguen los melocotones de Pinggu de los que se cultivan en otras regiones son sus hermosos colores, el alto contenido de azúcar, un sabor especial y un gran tamaño. Estas características son el resultado directo de las cualidades geográficas únicas de la región; las colinas circundantes en tres direcciones y la llanura en el centro, el aire puro, la baja contaminación, la tierra arenosa, el abundante suministro de agua y la amplia variación térmica entre el día y la noche determinan condiciones ideales para el cultivo del melocotón. El crecimiento de la economía china se tradujo en una demanda en aumento de esta fruta y, en 2005, los propietarios de los huertos exportaban a más de veinte provincias de China y a mercados extranjeros, como Brunei, la Unión Europea, Rusia, Singapur y Tailandia. Las familias reales de Brunei y Tailandia tienen tal debilidad por los melocotones de Pinggu que envían todos los años a sus recolectores para recoger los mejores melocotones.

Dada la calidad reconocida derivada de las características geográficas únicas de los melocotones de Pinggu, se puede pedir un precio elevado. El señor Zhang Yuan, propietario de una huerta en Pinggu, señaló que “en 2005, el precio de los melocotones era aproximadamente de tres a cuatro renminbi chinos por kilo, pero puesto que podemos cultivar melocotones de mucha mejor calidad con gran tamaño y dulzura, el precio al por mayor ha aumentado hasta alcanzar entre cinco y diez renminbi por kilo”. En 2010, los precios de los melocotones de Pinggu en Beijing variaron entre diez y veinte renminbi por kilo.

Indicaciones geográficas

Debido a que la mayoría de agricultores chinos son productores pequeños individuales que carecen de capital y conocimientos especializados para crear marcas o poner en marcha una producción o actividades a gran escala, la utilización de indicaciones geográficas les da la posibilidad de compartir el valor añadido de las marcas sin que tengan, necesariamente, que establecer su propia marca. El señor Li Yuquan, presidente de la Asociación de Investigación Científica sobre la Cebolla de Verdeo de Zhangqiu, afirma que: “El registro y la utilización de marcas y de indicaciones geográficas de productos se ha convertido en una herramienta fundamental para aumentar los ingresos de los agricultores y acelerar la industrialización agrícola”. El señor Yuquan indica que los agricultores de toda la nación están obteniendo beneficios sustanciales gracias al registro de las indicaciones geográficas para sus productos.

El éxito de los melocotones de Pinggu ha sido posible gracias a que las características geográficas únicas de la región llevaron a los propietarios de huertos y al gobierno del distrito de Pinggu a seleccionar sus melocotones como candidatos para registrarlos como indicación geográfica. Con arreglo a la legislación china, el registro de la indicación geográfica se limita a un grupo, asociación u otra organización, y no puede hacerlo un productor o comerciante individual. Estas organizaciones deben estar integradas por miembros que sean originarios de la región que se especifica en la indicación geográfica. Por lo tanto, para registrar la indicación geográfica para los melocotones de Pinggu, los propietarios de huertas y el gobierno del distrito constituyeron el Centro de Servicio de Distribución y Producción Nacional de Productos Agrícolas de Pinggu (PDSCAP). A partir de esa alianza el melocotón de Pinggu fue el primer producto agrícola cuya indicación geográfica se registró en China en 2002. En 2007, China y la Unión Europea firmaron un acuerdo para proteger la condición de indicación geográfica para determinados productos agrícolas vendidos en sus mercados correspondientes. China eligió diez productos y los melocotones de Pinggu fueron uno de ellos.

Comercialización

Las cuatro categorías principales de los melocotones de Pinggu puestos a la venta son los melocotones blancos, los melocotones planos, los melocotones amarillos y las nectarinas. Hasta que se constituyó el PDSCAP, la comercialización de los melocotones la llevaron a cabo propietarios de huertos y pequeñas empresas, que eran más de 260 en 2009. El señor Guo Lihong, un funcionario de la Comisión de Comercio del distrito de Pinggu, señala que, tras el registro del melocotón de Pinggu como indicación geográfica, el valor de mercado de la fruta aumentó mucho en el país y en el extranjero. Con objeto de atender la demanda nacional en aumento, eliminar los intermediarios y acortar la distancia para su transporte desde las plantaciones hasta los mercados, el distrito de Pinggu abrió 20 tiendas al por mayor con licencia que venden melocotones frescos de Pinggu en tres grandes comunidades de Beijing. En 2009, tras el acuerdo firmado con Tai Nai International Fruits Co., Ltd. (Tai Nai) de Beijing (un gran distribuidor, importador y exportador de fruta), Tai Nai tuvo su propia huerta en Pinggu para suministrar directamente a las franquicias de la empresa estos melocotones de calidad. Con objeto de atender la demanda internacional en aumento, el PDSCAP colabora con los propietarios de huertos y las empresas locales, como Tai Nai, para exportar y comercializar los melocotones de Pinggu en los mercados más importantes de Europa y Asia.

Resultados empresariales

El registro de los melocotones de Pinggu como indicación geográfica ha tenido efectos importantes en esa región, en sus granjeros y en sus familias, y en la fama de la fruta procedente de China. El Gobierno de Pinggu puso todo su empeño en fomentar el registro de la indicación geográfica en el país y en el exterior. Tras el registro y la campaña de relaciones públicas, el precio del melocotón rosa de Pinggu se elevó a un nivel un 30% más que los demás, y el precio de venta de los melocotones de primera calidad se duplicó. El distrito de Pinggu exporta más del 40% de los melocotones frescos de China y, en 2005, las ventas de este producto alcanzaron los 420 millones de renminbi chinos, y cada una de los agricultores de la región ganó un 18% más que en 2004. A raíz del acuerdo relativo a la indicación geográfica de 2007 concertado con la Unión Europea, los melocotones de Pinggu se venden ahora en más de 25 países de la Unión Europea por unos cinco euros por pieza.

El fomento del desarrollo económico mediante las indicaciones geográficas

Si bien el registro de las indicaciones geográficas en China es un acontecimiento relativamente nuevo, ya se han obtenido resultados positivos significativos. Aunque los melocotones de Pinggu eran muy conocidos y apetecibles, el registro de la indicación geográfica conllevó el aumento de la demanda y un precio de venta al público más elevado, lo cual, a su vez, se tradujo en una mejor distribución de los rendimientos entre los productores. Ha incrementado también el valor de la tierra en esa zona y ha contribuido mucho al desarrollo socioeconómico y a la sostenibilidad de la región.