World Intellectual Property Organization

Ejemplos nacionales: Valerse de la innovación para impulsar el desarrollo: La perspectiva sudafricana

Noviembre de 2006

Por la Dra. Sibongile Pefile

La Dra. Sibongile Pefile es la responsable del Departamento de Resultados de Investigación y Desarrollo del Consejo Sudafricano de Investigaciones Científicas e Industriales (CSIR, en sus siglas en inglés). En este artículo para la Revista de la OMPI, describe cómo puede impulsarse la innovación para lograr un mayor desarrollo socioeconómico en los países en desarrollo, y destaca algunas innovaciones recientes que ilustran este efecto en su país.

En el CSIR, nuestro trabajo consiste en fomentar la investigación industrial y científica y la innovación tecnológica en colaboración con los sectores público y privado para mejorar la calidad de vida en Sudáfrica. Nuestro principal objetivo es la promoción y la transferencia de tecnologías innovadoras y conocimientos científicos de manera sostenible, centrándonos en aquellas tecnologías que tengan más probabilidades de tener repercusiones positivas en las comunidades.

Innovaciones e invenciones

¿Qué significa esto exactamente? ¿Y cómo un país en desarrollo como Sudáfrica crea las condiciones necesarias para estimular la capacidad innovadora de sus instituciones y gentes, y beneficiarse de ella? Lo mejor es empezar por el principio y tomarse el tiempo de examinar lo que significa la innovación. Una forma útil de analizar este concepto es pensar que la creatividad es la concepción de ideas nuevas, invenciones y nuevos descubrimientos que pueden patentarse y aportar una solución a un problema, y que la innovación es su comercialización y explotación. Por lo tanto, la innovación es la aplicación de la solución a la sociedad o la economía. Se puede ser innovador, aunque no se invente nada.

El CyberTracker (rastreador cibernético)

*
(Rolex Award for Enterprise/Photographer Eric Vandeville)

 

Una computadora portátil, conectada a un sistema de navegación por satélite, proporciona un método de alta tecnología para rastrear animales en el campo. Inventado en 1996 por los expertos en cuestiones medioambientales Louis Liebenberg y Lindsay Steventon, esta técnica combina los conocimientos tradicionales del rastreo con la tecnología de punta en informática y satélites.

Actualmente, se están empleando estos rastreadores cibernéticos en los parques muy grandes, como la Reserva Nacional de Karoo, para trazar un mapa con los movimientos de los animales y los hábitos de apareamiento en el marco de un amplio programa de conservación. Una interfaz gráfica permite que incluso rastreadores analfabetos puedan introducir información detallada, ayudando así a los científicos a llevar a cabo sus estudios.

 

Sistemas de innovación

Se han invertido muchos esfuerzos en estudiar los diversos elementos que se combinan para favorecer la innovación en un sector determinado. Para que se dé la innovación, se requieren conocimientos científicos, empresariales e institucionales procedentes de diversas fuentes. De este modo, un "sistema de innovación" se basa en una red dentro de un sistema económico, que conecta las diversas organizaciones o partes interesadas implicadas en la creación, adopción, uso y difusión del conocimiento científico o tecnológico. El contexto y las instituciones en cuestión definen la naturaleza de las interacciones y los procesos que tienen lugar en un sistema de innovación. La innovación es el resultado de este proceso interactivo entre dichos sectores interesados. No se trata de un proceso lineal, sino de un proceso repetitivo en el que las diversas fases se retroalimentan entre sí.

Para promover un sistema de innovación, se requiere:

  • apoyo para I+D;
  • un sector público activo;
  • capacidad comercial, industrial y de fabricación;
  • creación de mercados nacionales;
  • desarrollo de mercados de exportación;
  • creación de sistemas de propiedad intelectual;
  • creación de un marco normativo propicio.

Estos determinantes están muy relacionados entre sí, ya que el hecho de conseguir progresar en uno de estos campos se ve facilitado por el progreso en todos ellos.1 Del mismo modo, la falta de logros en uno frena el avance en los demás. Por lo tanto, para definir una estrategia coherente de innovación, es preciso abordar todos estos factores. En definitiva, los logros en materia de innovación de una economía dependen, no sólo de los resultados en cada determinante, sino de cómo interactúan con los demás como elementos de un conjunto.

La brecha de la innovación

Algunas innovaciones dignas de mención son obra de instituciones sudafricanas como se muestra en estas páginas (véanse las imágenes). Pero, ¿qué hay de toda esa creatividad que permanece desaprovechada o que ha caído en lo que se denomina la "brecha de la innovación"?

Cuando uno se para a observar el proceso por el que las innovaciones y los descubrimientos llegan al mercado, la fase de I+D suele estar financiada con dinero público. Una vez que el producto se ha elaborado y probado, lo ideal sería que la financiación privada tomase el relevo. Cuando no se cuenta con inversores en tecnología desde las primeras fases, el problema reside en encontrar a alguien que corra con los gastos del desarrollo del producto, como las pruebas de los prototipos, la elaboración de un plan de negocios o la transferencia de los conocimientos técnicos asociados a toda tecnología. Esta falta de financiación, o brecha de la innovación, marca el abismo que existe entre, por una parte, la investigación y, por otra, la aplicación de los productos o servicios creados con las tecnologías derivadas de dicha investigación. Muchos de los países en desarrollo que tienen una actividad moderada en I+D son víctimas de este fenómeno porque no logran salvar la distancia que existe entre la generación del conocimiento y la aplicación del mismo.

El MineBurner (quemaminas)

*
(Courtesy of the CSIR)

 Desarrollado con fondos del CSIR y el Ministerio de Industria y Comercio, el MineBurner tiene por objeto reducir drásticamente los costos de las operaciones de desminado y el número de muertes provocadas por minas terrestres en todo el mundo. Este dispositivo quema el compuesto explosivo que contiene la mina, en lugar de hacerlo explotar, gracias a lo cual se puede usar sin peligro en zonas edificadas.

Su inventor, Paul Richards, nos explica que: "El MineBurner tiene por objeto reducir drásticamente los costos de las operaciones de desminado y el número de muertes provocadas por minas terrestres en todo el mundo. Este dispositivo quema el compuesto explosivo que contiene la mina, en lugar de hacerlo explotar, gracias a lo cual se puede usar sin peligro en zonas edificadas.MineBurner aplica una tecnología basada en la presión para expulsar la cantidad precisa de oxígeno y gas licuado de petróleo (gas de cocina) con la presión apropiada para quemar la mina. Emplea materiales que pueden encontrarse o fabricarse en la zona, lo que reduce los costos". Las Naciones Unidas calculan que el costo de retirar una mina aplicando métodos tradicionales asciende a entre 300 y 1.000 dólares de los Estados Unidos. Este costo se reduce a tan sólo 20 céntimos empleando el MineBurner.

 

Cuestiones sociales

La tecnología transforma la manera de hacer negocios y nuestra forma de vida. Las tareas más difíciles pueden ser un juego de niños cuando se aplican productos y procesos innovadores. Sin embargo, la mayor parte de las nuevas tecnologías no están al alcance de los que más las necesitan. El acceso a ellas sigue estando limitado por factores como el costo de los nuevos productos, y el hecho de que el sector privado, protegiendo los intereses de los accionistas, dedique más esfuerzos a investigar sobre productos que puedan reportar muchos ingresos, al margen de su impacto social.

El principal desafío al que nos enfrentamos es aumentar la capacidad de innovación para mejorar las condiciones de vida de los pobres. Una iniciativa sencilla, como llevar agua potable y sistemas de saneamiento a las casas, reduce considerablemente la propagación de enfermedades y salva vidas en los países en desarrollo. Las innovaciones no tienen que ser siempre sofisticadas para ser eficaces y tener impacto. Lo que importa es que sean apropiadas y lleguen a las comunidades que más las necesitan –como el PlayPumps, que ha transformado la vida de algunas poblaciones rurales sudafricanas.

La P.I. puede ser una cuestión muy delicada cuando se trata de crear un entorno propicio al desarrollo socioeconómico en los países en desarrollo. No obstante, existen unas normas internacionales sobre P.I., al igual que ahora muchos países en desarrollo cuentan con leyes nacionales en este ámbito, y en mi opinión, deberíamos tratar de encontrar una forma creativa de gestionar la P.I. para que resulte beneficiosa. A fin de poder sacar partido de los sistemas de derechos de P.I., los países en desarrollo necesitan que haya creación de capacidades y que se fomente la toma de conciencia de modo que las decisiones, como la de patentar o no, o a quién y cómo conceder licencias, se tomen con conocimiento de causa.

La innovación como medio de salvar la brecha del desarrollo – desafíos futuros

Cabe preguntarse si es realista esperar que los países en desarrollo crezcan a pasos tan agigantados como los países desarrollados que se han beneficiado durante siglos de toda una serie de innovaciones tecnológicas revolucionarias. Para conseguirlo, tendrán que superar los siguientes retos:

  • Financiación. Para obtener beneficios de las habilidades innovadoras de las instituciones de I+D, es necesario crear capacidades institucionales para transferir tecnología del laboratorio al mercado. Una vez en el mercado, la tecnología deberá pasar por los procesos de aceptación y adopción, difusión a gran escala y, por último, desaparición, a medida que otras tecnologías se vayan imponiendo en el sector.
  • Gestión de la innovación. Para muchas instituciones, la gestión de la innovación es un campo nuevo. Uno de los principales desafíos para toda organización investigadora, cuyo objetivo es continuar investigando, es encontrar la forma de traducir sus ideas en adelantos prácticos; en otras palabras, ser eficaz en transferencia de tecnología. La gestión de la innovación requiere equipos multidisciplinarios que puedan salvar los obstáculos que surgen en el camino hacia la adopción de una tecnología. Para lograrlo, la educación, la formación y la experiencia práctica resultan fundamentales.
  • Educación y formación. Varios agentes y grupos sociales desempeñan un papel en la difusión de la innovación. La innovación es un proceso que tarda en obtener resultados tangibles y efectos palpables. Es importante tener en cuenta estos aspectos relativos al tiempo.  
  • Tiempo. En los ámbitos de la investigación estratégica y el desarrollo socioeconómico, es esencial alcanzar una masa crítica. Es preciso desarrollar las capacidades apropiadas para detectar y explotar invenciones y descubrimientos que vayan a reportar beneficios sociales y ganancias económicas, y para crear capacidades de investigación que permitan la producción de tecnologías nuevas o perfeccionadas.
  •  Masa crítica. En un entorno de precariedad y valiosos recursos, la cuestión de la sostenibilidad cobra una gran importancia. Las tecnologías tienen que servir a las necesidades de la industria y la comunidad de forma sostenible.
  • Sostenibilidad. El liderazgo en la creación de nuevas tecnologías es un factor crucial; no es ningún secreto que el tira y afloja entre las ambiciones de un científico creador, las exigencias del mercado y la disponibilidad de recursos provoca tensiones. El liderazgo permite paliar esas tensiones y centrar la atención en el progreso. 
  • Liderazgo. ¿Cómo sabremos si los resultados en materia de I+D están teniendo un efecto en el mundo actual? La tarea de evaluar el impacto nos permitirá ceñirnos a los objetivos establecidos y hacernos responsables de los resultados y el uso de los escasos recursos.
  • Evaluación del impacto. El desafío al que se enfrentan los países en desarrollo con actividad en I+D consiste en lanzar al mercado la gran cantidad de productos o servicios nuevos, mejorados o con un valor añadido que elaboran. Dada la situación actual, es más difícil para los gobiernos de los países en desarrollo asignar fondos a iniciativas que, en general, obtienen resultados intangibles y a largo plazo.

Nos enfrentamos al desafío de garantizar el fomento de la innovación a todos los niveles de la economía, y que el impacto en la sociedad sea positivo. Una forma de lograr este objetivo es abrir la puerta a aquellos que, hasta el momento, no han podido participar en la economía de manera significativa. ¡Todo un desafío!

 _________________
1. Adaptado, R Mahoney, MIHR (Centro de gestión de la propiedad intelectual en materia de investigación y desarrollo en el ámbito de la salud), 2003.

La OMPI en Internet