La Unión Europea se adhiere al Tratado de Marrakech, administrado por la OMPI, con lo que se amplía su cobertura en gran medida

Ginebra, 1 de octubre de 2018
PR/2018/822

La Unión Europea se ha adherido al Tratado de Marrakech, administrado por la OMPI, con lo que se amplía enormemente el número de miembros del acuerdo, que facilita la creación y transferencia a través de las fronteras nacionales de textos que están especialmente adaptados a las necesidades de las personas con discapacidad visual.

Vídeo: Video (En YouTube)

La embajadora Elisabeth Tichy-Fisslberger, representante permanente de Austria ante las Naciones Unidas en Ginebra y representante de los 28 miembros de la Unión Europea (UE), entregó al director general de la OMPI, Francis Gurry, el instrumento de ratificación de la UE del Tratado de Marrakech para facilitar el acceso a las obras publicadas a las personas ciegas, con discapacidad visual o con otras dificultades para acceder al texto impreso.

Gracias a la ratificación de la UE, el Tratado abarcará 70 países de todo el mundo.

EU joins Marrakesh Treaty
El director general de la OMPI y representantes de la Unión Europea asisten a la ceremonia de ratificación (Foto: OMPI/Martin)

“La ratificación de la UE supone un avance importante para las personas con discapacidad visual que viven en la Unión Europea, así como en otras partes contratantes del Tratado de Marrakech, ya que les permite disfrutar de los textos en formatos accesibles que ya están disponibles en los países que han aplicado las disposiciones del Tratado,” dijo el director general de la OMPI Francis Gurry.  “La OMPI felicita a la UE por su compromiso con el Tratado de Marrakech y por su participación activa a la hora de velar por que el sistema multilateral obre en beneficio del interés público más amplio. Instamos a otros países a que se adhieran al Tratado de modo que pase a ser un Tratado universal de alcance mundial para que las personas con discapacidad visual puedan beneficiarse de los libros accesibles que se producen en cualquier rincón del planeta.”

“En una época en que el multilateralismo no resulta siempre fácil y cuenta con muchos detractores, probablemente no sea exagerado afirmar que la adopción del Tratado de Marrakech supuso un breve instante de gloria que puso de manifiesto la capacidad de la comunidad internacional para hallar soluciones políticas comunes,” dijo la embajadora Tichy-Fisslberger. “Por lo tanto, hoy es un día importante no solo para la Unión Europa y sus ciudadanos con dificultades para acceder al texto impreso, sino también para nuestros amigos y asociados de todo el mundo de la OMPI con quienes compartimos este Tratado.”

Solo un pequeña porción (entre el 1% y el 5%) de la literatura mundial es accesible para las personas ciegas y con discapacidad visual, dijo la Sra. Claire Bury, directora general adjunta de la Dirección General de Redes de Comunicación, Contenido y Tecnologías de la Comisión Europea, que asistió a la ceremonia de ratificación junto con representantes de la Unión Europea de Ciegos.

“Esa cifra constituye un ejemplo de hambre de libros. Si podemos desbloquear esos conocimientos, esas esperanzas, esas reflexiones para los ciegos, habremos dado de hecho un paso muy importante,” dijo. “Este Tratado es un enorme logro para la OMPI. En efecto, pone de manifiesto que el multilateralismo sigue vivo y que gracias a él, podemos adoptar medidas muy prácticas que pueden cambiar la vida de las personas.”

La Unión Europea se adhirió al Tratado de Marrakech durante la serie de reuniones de las Asambleas de la OMPI de 2018, que tuvo lugar en Ginebra del 24 de septiembre al 2 de octubre de 2018. El Tratado entrará en vigor respecto de la Unión Europea el 1 de enero de 2019.

En la alocución de apertura pronunciada ante las Asambleas de la OMPI, el Sr. Gurry valoró positivamente el número cada vez mayor de miembros del Tratado de Marrakech, diciendo que es “el tratado de la OMPI que ha avanzado con mayor rapidez, no solo el año pasado, sino también probablemente en la historia de la Organización.”

Tratado de Marrakech– Poner fin al “hambre de libros”

Con el Tratado de Marrakech se aspira a subsanar el “hambre de libros” al exigir a las Partes Contratantes que adopten disposiciones en las respectivas legislaciones nacionales que autoricen la producción de libros en formatos accesibles, como el braille, texto electrónico, audiolibros o caracteres grandes, por organizaciones denominadas entidades autorizadas que brindan servicios a personas con dificultades para acceder al texto impreso. Asimismo, permite el intercambio de textos accesibles a través de las fronteras nacionales, sin necesidad de solicitar la autorización del titular de los derechos de autor.

Según la Organización Mundial de la Salud, actualmente hay en el mundo unos 253 millones de personas con discapacidad visual, la mayoría de ellas en países de bajos ingresos.

El Tratado fue adoptado el 27 de junio de 2013, en una conferencia diplomática organizada por la OMPI en Marrakech bajo los auspicios del Reino de Marruecos. El Tratado entró en vigor el 20 de septiembre de 2016, tres meses después de contar con las 20 ratificaciones o adhesiones necesarias de Estados miembros de la OMPI.

ABC – El Consorcio de Libros Accesibles

En 2014, la OMPI y sus asociados crearon el Consorcio de Libros Accesibles (ABC) con el propósito de contribuir a plasmar en la práctica los objetivos del Tratado de Marrakech. El ABC desarrolla su labor en tres ámbitos: el aprovechamiento compartido de competencias técnicas en países en desarrollo y en países menos adelantados a fin de editar y distribuir libros en formatos accesibles, el fomento de la edición inclusiva y el establecimiento de un catálogo e intercambio internacional de libros accesibles en Internet, denominado Servicio Mundial de Libros del ABC.

Actualmente, 43 entidades autorizadas se han adherido al Servicio, con lo que pueden efectuar búsquedas y formular peticiones de libros accesibles, todo ello de manera gratuita. Tras la entrada en vigor del Tratado de Marrakech respecto de la UE, habrá disponibles en el Servicio Mundial de Libros del ABC más de 270.000 títulos destinados al intercambio transfronterizo, sin necesidad de obtener la autorización del titular de los derechos de autor.

El intercambio de obras en formatos accesibles por medio del Servicio Mundial de Libros del ABC hace que aumente el número global de obras accesibles disponibles a nivel mundial. La Unión Mundial de Ciegos calcula que menos del 10% de las obras publicadas se producen en formatos accesibles. El Servicio permite a las organizaciones participantes complementar sin cargo sus colecciones con las de sus contrapartes de otros países y distribuirlas en su país a las personas ciegas, con discapacidad visual o con otras dificultades para acceder al texto impreso.

Sobre la OMPI

La Organización Mundial de la Propiedad Intelectual (OMPI) es el foro mundial en lo que atañe a servicios, políticas, información y cooperación en materia de propiedad intelectual. En tanto que organismo especializado de las Naciones Unidas, la OMPI ayuda a sus 191 Estados miembros a establecer un marco jurídico internacional equilibrado de P.I. para satisfacer las necesidades de la sociedad a medida que evolucionan. Además, ofrece servicios para la obtención de derechos de P.I. en diversos países y para la solución de controversias. También ofrece programas de fortalecimiento de capacidades para ayudar a los países en desarrollo a gozar de las ventajas que trae consigo la utilización de la P.I. Facilita, asimismo, el libre acceso a bancos de información exclusivos sobre P.I.

Para más información, diríjase a la Sección de la OMPI de Relaciones con los Medios de Comunicación:
  • Tel: (+41 22) 338 81 61 / 338 72 24
  • Fax: (+41 22) 338 81 40
  • Correo-e